30/09/2019

El alma de la máquina(Francia)

Oh là là!!!... era imposible no comenzar de otra manera, jajaja.

Pero como siempre, vamos a hacer un pequeño desvío antes de entrar en el artículo. Primeramente me gustaría puntualizar el porqué solo voy a hablar de estos tres países y ningún otro más; pues porque la producción jueguil de estos otros países es prácticamente residual, y si estoy equivocado, es solo mandarme esos cientos de juegos griegos y daneses a mi correo y reevaluaré este artículo. Tan solo una nota de aclaración, tener una producción significativa es mucho más que decir que Egipto fue una potencia en el CPC, porque el Said A Abouelhassan, egipcio afincado en Inglaterra, hizo tres juegos y una utilidad musical.

Lo segundo, no puede ser otra cosa que el último reintento de reescribir la historia por parte de analfabetos. Ya se que todos estamos cansados de escuchar/leer esos familiares de Yamaguchi que en 1985 ya jugaban al Mario Bros en su Nes en España. Pero la última de los panaderos de la Inglaterra (no hace falta explicar sobre lo horroroso que es el pan de por allí) es que ya tienen una explicación para el rotundo y absoluto fracaso de la panera en Francia, y es que en sus mentes la única forma de entender que el CPC ganó allí fue porque el CPC era la única máquina Secam. Cómo lo decimos para que no les de un jamacuco, es que no tengo por aquí a mano a Supercoco para que les de una explicación que ellos puedan entender, a ver si sirve...


Panadeeeeerooooos, dónde están esos panadeeeeerooooos...

El CPC no es Secam ...STOP... en Francia todo televisor estaba equipado con Euroconector por lo que conectar una panera era algo inmediato ...STOP... el CPC era un computador que servia para trabajar, ya que venía con una disquetera, con velocidad de disquetera ...1541... ehem, STOP... y memoria abundante en el caso de la máquina más vendida allí, el 6128.


El 6128 francés, bien más robusto que en otros países.

Aunque la verdadera explicación es mucho más sencilla, la compañía hizo un trabajó excelente en la promoción del sistema en ese país. Si hasta tenían mascotas divertidas con la que atraer a los mozalbetes.


Encarna y la calculadora de Móstoles

Y para terminar, ¿cómo explicáis el fracaso de la panera en España? Porque aquí no había Secam...


Por desgracia tampoco teníamos merchandising...

Volviendo al asunto de esta mini serie de artículos, porqué la percepción de nuestro sistema favorito es tan diferente en Francia. Al fin y al cabo, los grandes éxitos de España e Inglaterra eran bien recibidos allí; no existe un mejor ejemplo que el 94% que recibió el AMC en el número 26 de la prestigiosa Amstrad 100%.


Rompiendo leyendas urbanas de revistas de sábanas...

Merece resaltar la importancia de esas influencias externas en los desarrolladores franceses. Mi ejemplo favorito son los juegos de los hermanos Guillaume, más conocidos como Black System, es innegable que Dinamic fue una de sus inspiraciones a nivel gráfico. Quizás Luc y Hervé no sean muy conocidos por la gente de fuera de Francia, no ayuda mucho que en la época, la única forma de acceder a casi todos sus juegos fuese a través de teclear larguísimos listados en revistas (hubo meses en que tenían listados publicados en prácticamente todas las publicaciones galas) ó comprándolos directamente a ellos... aunque seguramente ese desconocimiento es más por ser juegos exclusivos de CPC, que ya sabemos lo difícil que es sacar al personal de estos lares del consabido sota, caballo y abu simbel... lo cual no debería ser excusa a día de hoy.


Homebrew fue inventado aquí :P

Pero volviendo al asunto principal, personalmente considero que esa buena acogida de los juegos de fuera, se debió en gran parte a que estos juegos eran bien diferentes de los que eran desarrollados en Francia. Podríamos quedarnos tan panchos soltando que estos juegos "extranjeros" eran eminentemente más árcades, mientras que los juegos "nacionales" eran más de reflexión. Pero esa es una reducción bien simplista del asunto y que no nos explica nada.

Y si, ciertamente parece haber un desequilibrio entre la proporción de árcades con respecto a aventuras, pero si el parque de máquinas con unidad de disco era mayor que el de cintas, que menos que aprovecharan el hardware. Además, la posibilidad del disco permitió hacer juegos más ambiciosos. Pero ignorar la producción del país, porque haya muchas aventuras en su lengua nativa; nos haría perder algunos de los árcades más divertidos para CPC, los cuales provienen de Francia.


¿Árcades franceses? Existen, ¡lo prometo!

En cuanto a la explicación completa de porqué proceden de nuestros vecinos del norte todos esos juegos tan diferentes y tan raros para nuestra forma de ser, la verdad es que es un asunto de lo más complejo ¿Cómo podemos explicar la cultura francesa? ¿es posible explicar el impresionismo?... eso da para escribir varios Quijotes, pero prometí cortarme un poco, aysssss xDDD

Es que esa primera generación de desarrolladores franceses bebía directamente de todas esas fuentes; si por un segunda activáis la imaginación y pensáis en el prototipo de "artista bohemio fracasado que malvive en un ático en París"; esa imagen que se acaba de formar en vuestra mente, no es muy diferente de lo que era la vida de Philippe Ulrich a comienzo de los 80.

Lógicamente donde nosotros veíamos una "Guerra de las Galaxias", el señor Ulrich solo sería capaz de ver "L'Arche Du Captain Blood" (y en Zafiro todavía deben estar atrás de un diccionario de francés para traducir el manual :P).


¡Vamos! Que iba a desaprovechar la oportunidad, si si si...

Lo que sigo sin entender muy bien es como todos estos gafapastistas pseudo-intelectuales de tres por cuatro, no han saltado al CPC para analizar estos juegos franceses, porque se lo iban a pasar como cochinos en el fango. Y si no, ¿en qué otro sistema tenemos un juego basado en una obra del dramaturgo francés Victor Hugo, como "Han d'Islande"? ¿Ó juegos basados en anime, como "Cobra"? ¿Ó juegos basados en albúm de historias tan consagradas, como "Les Passagers du Vent" (aprovechando la publicación del último número el año pasado)? ...


En un lugar de la Francia de cuyo nombre no quiero...


¡Shueisha en el CPC, Ranma! ^_^ooo<


¡Mírame a la cara! Ó te pongo el Turlogh le Rodeur.

Es que el catálogo de juegos franceses da para hablar durante horas y horas, voy a dar varios ejemplos así al azar. Por supuesto, podríamos hacer un monográfico de juegos de aventuras por cada empresa (Ubi, Coktel, Lankhor, Softhawk, Ere, Infogrames, ...); ó un monográfico de juegos basados en historietas, desde Tintin a Blueberry, pasando por Asterix, Lucky Luke, Bob Morane, Bobo, Iznogoud,... ; ó de licencias "curiosas" como la del cantautor Renaud ó Matahari; sobre conversiones de árcades clásicos sin licencias (Chip a saco, pero Loriciels entra también); ó uno de conversiones árcade con licencias (Infogrames entre otras); los juegos rarunos de Titus, como el One ó el Maddog; los juegos de cine sin licencias cinematográficas; las videoaventuras de Infogrames; los primeros juegos retro; ...


¡Qué vida más perra junto al Jack the Nipper francés!


Atómica no descubre nada nuevo a los que conocimos y terminamos el Matahari.
Imaginemos lo que habría pasado si nuestras madres ó los pacatos ingleses hubiesen visto el final de este juego.
Y la censura está ahí solamente para que os animéis a jugarlo :P

Y esos serían los artículos más normalitos, porque si nos ponemos serios, tenemos artículos mucho más jugosos, como la historia de Broderbund Francia y su relación con el moderado éxito de los Apple II allí; los paralelismos entre el estilo de juegos hechos allí y los desarrollados en España con vistas a vender en el extranjero; porqué el Atari ST se convirtió en el CPC del mode 1 a 16 colores; las utilidades publicadas por las empresas de juegos; las ampliaciones de hardware francesas; los guiones más estrafalarios a este lado de la Vía Láctea; los grandes programadores que comenzaron con el CPC, siempre menciono a Eric Chai, pero no es el único, tenemos los juegos de la martiniquense Muriel Tramir, que tocan temas como la esclavitud ó la vida en el Caribe a comienzos del siglo pasado (Mewilo es mucho más que esa simplificación, y aunque el interfaz sea horroroso para la actualidad, es una historia excelente, donde además podremos aprender un poco de francés criollo y si lees el manual vas a encontrar hasta una receta de cocina de la Martinica junto a una cinta de música caribeña);...


Vacaciones en el Caribe, ¡sin el Piiiiiiip Curro!

Tampoco podemos despreciar la importancia de que gracias a la falta de éxito de otros sistemas en Francia, ocurría que las conversiones que estás compañías hacían, siempre fuesen hacía sistemas que prácticamente no compartían ni un solo integrado con el CPC. Este punto es más importante de lo que parece, ya que la segunda generación de desarrolladores franceses llevan dentro el espíritu de la demo escena de intentar aprovechar mejor el hardware. De ahí viene la excelencia técnica en los juegos de esta segunda generación, aunque quizás ya no eran juegos tan interesantes, ni tan locos, pero merecerían la pena aunque solo fuese por repasar el día a día en el château de la Ubi y su pique continuo con la gente de Titus por exprimir el hardware del CPC. Y entrando en el terreno de la leyenda, habría que comentar como un juego de MS-DOS desaparecido hoy en día, el Skate Ball/Skate Wars de Ubi (y si alguien lo tiene, ya está tardando en mandarlo a este menda para analizarlo), fue lo que abrió la puerta al secreto de los scrolles hardware en el CPC.

Voy a repetirme de nuevo, pero la verdad es que no se puede entender el CPC sin los juegos franceses (y el traductor del celular suele funcionar perfectamente para estos casos :P).


Jugando al CPC con ayuda del móvil

Para terminar, nada mejor que pinchemos el disco de Madamme Piaf y cantemos juntos por los viejos tiempos:

Non, rien de rien
Non, je ne regrette rien
...


-*-